IPL

ESTETICA

LUZ PULSADA INTENSA - TRATAMIENTOS FACIALES

La luz pulsada intensa o IPL es un tratamiento que se utiliza para procesos de fotorejuvenecimiento. Consiste en la aplicación de una luz que por su banda ancha permite tratar varios objetivos a la vez y así mejorar la piel a través de la formación de colágeno y elastina. Para realizar este tratamiento se aplica un gel frío en la zona a tratar y el paciente debe colocarse unos anteojos de protección. Es una práctica indolora y que no requiere tiempo de recuperación. 

El tratamiento se puede realizar en el rostro, el cuello y el escote. Está indicado para rejuvenecer la piel y mejorar la falta de brillo, elasticidad y flacidez. Se pueden tratar arrugas, manchas del sol, melasma, acné, cicatrices y las llamadas “arañitas”. 

El número de secciones requeridas depende de cada paciente pero en general varían entre una y tres, y cada sección suele durar entre 30 y 60 minutos. Después y antes de realizar el tratamiento el paciente deberá seguir una serie de recomendaciones para cuidar su piel como no exponerse al sol, usar protector solar y una crema regeneradora o despigmentante en el caso de las manchas. Los resultados son visibles casi de forma inmediata.